Las partes de la cara

Es muy importante que los niños conozcan su propio cuerpo y cada una de sus partes, por eso en 1-2 años trabajamos mucho para que se conozcan a sí mismos cada vez mejor.

Hemos realizado divertidas actividades, como colocar partes de la cara (ojos, nariz, boca...) en una plancha de imán y otras pegadas con velcro.

Con todo esto trabajamos además la motricidad, lenguaje y situación espacial de cada una de las partes de la cara.